Joe Biden cancela el estado de emergencia en la frontera de EE. UU con México

Estados Unidos. – El presidente de la nación americana, Joe Biden, este jueves, ha solicitado ponerle fin al estado de emergencia establecido en el 2019, en la frontera de este país con México durante la administración del expresidente Donald Trump.  

Esta petición fue enviada a la presidenta de la Cámara de representantes, Nancy Peloci, donde especifica al Congreso que la emergencia nacional declarada por la Proclamación 9844, y que continuó el 13 de febrero de 2020 y el 15 de enero de 2021, se da por terminada y que las autoridades invocadas en esa Proclamación ya no serán utilizadas para construir un muro en la frontera sur 

Concluyendo en la solicitud de que esta declaración no estaba justificada, por eso ha tomado esta decisión de cancelar esta política, asimismo que no se seguirán desviando los dólares de los contribuyentes norteamericanos para construir un muro fronterizo con el país, México.  

La longitud de la frontera entre Estados Unidos y México es de 3.142 kilómetros.

Además: CN da luz verde para la entrega de la nueva tarjeta de identidad

Desde los primeros días de la administración de Biden, ha derrumbado todas las políticas marcadas del antes presidente de esta nación, Donald Trump, incluso su primer día firmó dos órdenes en base a las políticas migratorias, para poder proteger a los indocumentados que llegaron a Estados Unidos, por el programa de acción diferida para los llegados en la infancia cuando eran niños y poderlos legalizar. 

Y que, en lugar de empezar la construcción del muro, el cual tenía una inversión de 4 mil millones de dólares trabajaran en nuevas tecnologías para impedir el comercio ilegal del narco tráfico entre otros planes. “Necesitaremos controles fronterizos más inteligentes, nueva tecnología para detectar a los narcotraficantes en cualquier punto de entrada”, dijo en enero el senador demócrata por Nueva Jersey, Bob Menéndez. 

El demócrata Raúl Grijalva, expuso que la emergencia nacional aplicada por Trump nunca tuvo que ver con la seguridad de los norteamericanos ya que se trataba de robar dinero para financiar un monumento a sus políticas racistas.  

Mira: Los dos jóvenes que fallecieron en Texas, serán repatriados a Honduras