Cuarta dosis de vacuna contra covid-19 aumenta los anticuerpos, pero no lo suficiente para Ómicron

Ómicron resiste las 4 principales vacunas, según estudio.

 

Investigadores en Israel sugieren que una cuarta dosis de la vacuna de Pfizer o Moderna contra el coronavirus aumenta los anticuerpos, pero podría no ser suficiente para proteger contra la variante ómicron.

Datos primarios de Israel sugieren que una cuarta dosis de la vacuna contra el covid-19 de Pfizer/BioNTech o Moderna puede generar un aumento en los anticuerpos, más de lo que se ha registrado después de una tercera dosis, pero aún podría no ser suficiente para proteger contra las infecciones posvacunación causadas por la variante ómicron.

«Estos son resultados muy preliminares. Esto es previo a cualquier publicación, pero los estamos dando porque entendemos la urgencia del público de obtener cualquier información posible sobre la cuarta dosis», dijo la Dra. Gili Regev-Yochay, directora de la Unidad de Prevención y Control de Infecciones en el Centro Médico Sheba, durante una conferencia de prensa virtual sobre los datos este lunes.

 

PUEDES LEER: Maneras de fomentar la lectura en los más pequeños de la casa

 

No hubo una diferencia significativa entre los que recibieron la dosis de Pfizer/BioNTech frente a los que se pusieron la de Moderna. RCV

 

TE PUEDE INTERESAR: Alrededor de 160 deportistas hondureños serán invitados a la toma de posesión presidencial

 

«Tenemos un seguimiento de la vacuna de Pfizer durante dos semanas ahora, y tenemos un seguimiento de la vacuna de Moderna solo durante una semana en este momento. Y lo que vemos es que la vacuna de Pfizer, después de dos semanas, ves una mejora o un aumento en la cantidad de anticuerpos y anticuerpos neutralizantes, un aumento bastante bueno. Es incluso un poco más alto que el que teníamos después de la tercera dosis», dijo Regev-Yochay. «Sin embargo, esto probablemente no sea suficiente para la variante ómicron«.

En diciembre, el Centro Médico Sheba comenzó a probar una cuarta dosis de la vacuna en personas sanas antes de su aplicación en población de riesgo, lo que lo convierte en el primer estudio de este tipo.

El estudio incluyó a 154 trabajadores de la salud que recibieron una cuarta dosis de la vacuna de Pfizer/BioNTech, 120 a los que se les administró una cuarta dosis de la vacuna Moderna y un grupo de control de trabajadores que no recibieron la cuarta dosis.

Regev-Yochay dijo que aunque los investigadores observaron un aumento en los anticuerpos entre los que recibieron la cuarta dosis, el nivel de anticuerpos necesarios para proteger contra la infección de la variante ómicron «probablemente sea demasiado alto para la vacuna, incluso si es una buena vacuna». Aún así, dijo que se observaron un poco menos de infecciones entre los que recibieron la vacuna en comparación con el grupo de control.

 

 

ADEMÁS: Maneras de fomentar la lectura en los más pequeños de la casa